Qué son los señuelos duros para pesca y qué tipos existen

Vota este post

Los señuelos son elementos destinados a la pesca deportiva cuyo objetivo es el de atraer a los peces y facilitar que acaben mordiendo el anzuelo. Para ello se diseñan imitando la apariencia y el movimiento de diferentes criaturas acuáticas que atraigan a depredadores. En la actualidad existen señuelos blandos y señuelos duros para pesca, y en esta ocasión nos vamos a centrar en estos segundos para conocer los diferentes tipos y ventajas que ofrecen con respecto a los señuelos blandos para pesca.

Qué son los señuelos duros para pesca y qué tipos existen

Qué son los señuelos duros para pesca

Los señuelos duros para pesca es un señuelo fabricado con materiales rígidos entre los que destacan el plástico, el metal y la madera.

Su estructura es sólida y se pueden presentar con diferentes formas y dimensiones que permitan imitar a distintos tipos de organismos acuáticos e insectos, con el objetivo de atraer a sus depredadores que los ven como un alimento.

Es importante tener en cuenta que existen tres tipos principales de señuelos para pesca que son los señuelos duros swimbaits en Madrid, los señuelos blandos y los señuelos híbridos, los cuales, a su vez, presentan distintas tipologías, las cuales vamos a enumerar un poco más adelante en este mismo artículo.

Partes del señuelo

Los señuelos constan de cinco partes que son:

  • Cuerpo del señuelo: es la parte principal del señuelo, la cual puede estar fabricada en diferentes materiales que van desde la silicona y la goma para los señuelos blandos, hasta los plásticos, maderas y metales en el caso de que sean señuelos duros para pesca.
  • Anzuelo: es el elemento que permite atrapar a la presa, y dependiendo del tipo de señuelo, se puede añadir al cuerpo o estar directamente integrado en él. Existen anzuelos simples, anzuelos dobles y anzuelos triples.
  • Pala del señuelo: se utiliza tan sólo en algunos modelos de señuelos duros para pesca, y su objetivo es el de mejorar el control del movimiento y la profundidad del cuerpo.
  • Faldón del señuelo: se encuentra presente tan sólo en los señuelos jigs y chatterbaits, y generalmente está fabricado con goma, de manera que su objetivo es simular el movimiento de patas de insectos o incluso de la vegetación.
  • Cucharillas: no están incluidos en todos los señuelos, sino tan sólo en algunos concretos como los spinnerbaits. Su objetivo es el de generar vibraciones y destellos que resulten atractivos a las presas.

Tipos de señuelos para pesca

Los señuelos se dividen principalmente en dos grupos que son señuelos duros para pesca, señuelos blandos para pesca y señuelos híbridos para pesca, los cuales presentan diferentes tipologías:

  • Señuelos duros para pesca: como comentamos anteriormente, son señuelos que han sido fabricados con materiales más duros y rígidos como el metal, el plástico o la madera, y se pueden encontrar cinco tipos principales que son:
    • Señuelos crankbaits: esto señuelos tienen una pala en la parte de delante que les permite moverse a diferentes profundidades.
    • Señuelos jerkbaits: son señuelos alargados que se mueven de manera errática cuando se les da tirones con la caña.
    • Señuelos topwater: también conocidos como señuelos de superficie, su principal característica es que flotan en la superficie, por lo que se utiliza para atraer la atención de peces que cazan cerca de la superficie.
    • Señuelos spinnerbaits: son señuelos con una o varias cucharillas giratorias que crean destellos y vibraciones.
    • Señuelos lipless crankbaits: señuelos sin pala frontal, que vibran con fuerza y se pueden usar a diferentes profundidades.
  • Señuelos blandos para pesca: en este caso, se trata de señuelos fabricados con materiales blandos, la silicona o la goma, y destacan dos tipos principales que son:
    • Señuelos de goma: son señuelos que imitan a gusanos, cangrejos y otros invertebrados.
    • Señuelos swimbaits: estos señuelos pueden ser blandos o duros, ya que su objetivo es el de imitar a peces pequeños, consiguiendo un gran realismo.
  • Señuelos híbridos para pesca: aunque en ocasiones se pueden incluir dentro de la clasificación de señuelos duros, debido a sus particularidades distintivas, también tenemos la posibilidad de encontrar dos tipos de señuelos híbridos que son:
    • Señuelos chatterbaits: señuelos con características de jigs y spinnerbaits, que incorporan una hoja de metal que vibra.
    • Señuelos jigs: esto señuelos tienen una cabeza de plomo, con un anzuelo y un faldón de goma o pelo, y se utilizan para diferentes técnicas de pesca.

Diferencias entre señuelos blandos y duros

Para poder entender mejor el tipo de señuelo que necesitamos utilizar en función del tipo de pesca que vayamos a realizar, es muy importante que comprendáis bien las diferencias que hay entre señuelos blandos y señuelos duros para pesca:

  • Material: los señuelos duros están fabricados con materiales como el metal, el plástico y la madera, mientras que los señuelos blandos suelen ser de goma o silicona.
  • Durabilidad: los señuelos duros resisten más al uso, desgaste y ya los daños causados durante la pesca o en condiciones adversas, mientras que los blandos hay que sustituirlos con mayor regularidad puesto que son más frágiles y tienden a la deformación.
  • Movimiento: los duros permiten simular diferentes movimientos como la natación, el vibrador y el salpicado, mientras que los blandos son más naturales y realistas.
  • Profundidad: algunos modelos de señuelos duros permiten controlar la profundidad, cosa que no es posible con ninguno de los blandos.
  • Usos: los señuelos duros utilizan para pescar en áreas abiertas, estructuras definidas, y en situaciones donde se necesita un señuelo que cubra varias profundidades, mientras que los señuelos blandos están pensados para zonas con vegetación densa, estructuras complejas, y fondos fangosos o arenosos.
  • Técnicas: los señuelos duros sirven para recuperación constante, trolling o arrastre o tirones rítmicos, mientras que los blandos son ideales para lances, arrastre lento, levantamientos y caídas y técnicas de finesse.
  • Condiciones: los modelos duros funcionan con mucha eficacia tanto en aguas claras como turbias, mientras que los blandos están pensados exclusivamente para aguas claras.
  • Detalles: los señuelos duros tienen mejores acabados con colores brillantes, patrones más realistas e incluso poder incorporar componentes adicionales como sonajeros, mientras que en el caso de los blandos están diseñados con una textura y movimiento más natural.
  • Sonido: hay modelos de señuelos duros que están diseñados para producir ruidos y vibraciones, mientras que, en el caso de los señuelos blandos, la carencia de sonido se puede sustituir añadiendo esencias y sal para que sean más efectivos.
  • Precio: los señuelos duros generalmente son más caros que los modelos blancos, aunque hay que sustituirlos con menos frecuencia.
  • Mantenimiento: los señuelos duros apenas requieren de mantenimiento, y en el caso de los señuelos blandos, cuando se estropean se sustituyen directamente.

Ventajas de utilizar señuelos duros para pescar

Pasamos ahora a enumerar algunas de las principales ventajas de utilizar señuelos duros para pescar:

  • Durabilidad: una de las principales ventajas de estos señuelos es su durabilidad, ya que al haber sido fabricados con materiales más fuertes, resisten más a los golpes, desgaste y al uso continuado, siendo una solución interesante para pescar en condiciones adversas.
  • Movimiento: los diferentes modelos permiten imitar una gran variedad de movimientos naturales de diferentes tipos de presa, incluyendo natación errática, movimientos bruscos y salpicaduras en la superficie.
  • Detalle: tienen acabados más detallados que simulan a presas reales, con mejores patrones y colores más atractivos.
  • Sonido: algunos modelos incorporan sonajeros que generan vibraciones y sonidos que resultar atractivos para los depredadores.
  • Versatilidad: se adaptan a multitud de condiciones y ambientes de pesca, incluyendo desde aguas claras y abiertas hasta zonas sumergidas con vegetación densa.
  • Profundidad: permiten ajustar mejor la profundidad de pesca.
  • Simplicidad: son más fáciles de utilizar por norma general y no requieren de técnicas complicadas.
  • Seguridad: están diseñados para reducir el riesgo de que se puedan enganchar, gracias a lo cual son ideales para zonas con vegetación o rocas.
  • Distancia: tienen un mayor peso y una mejor aerodinámica, lo que permite lanzarlos a mayores distancias.
  • Atracción: las características de algunos modelos de señuelos duros para pescar favorecen la pesca en aguas turbias donde hay poca visibilidad, de manera que los depredadores se guían fundamentalmente por los sonidos y las vibraciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.